Significado del teocentrismo

      Comentarios desactivados en Significado del teocentrismo

El teocentrismo es la doctrina que considera a Dios como el centro de todo el universo y responsable de la creación de todo en él. Esta filosofía fue ampliamente defendida en la Edad Media y basada en los preceptos de la Biblia.

Para los teocentros, el llamado “deseo divino” se consideraba superior a cualquier voluntad o racionalidad humana. De esta manera, cualquier tipo de pensamiento que no se consideraba sagrado era pecaminoso, como el placer humano, por ejemplo.

El teocentrismo medieval consideraba a la Biblia cristiana y a Dios como las únicas verdades de todo el universo. Cualquier tipo de idea empírica o científica fue fuertemente reprimida por la iglesia de la época, haciendo que la mentalidad teocéntrica se mantuviera fuerte en la población durante siglos.

Etimológicamente, el teocentrismo se forma a partir del griego theos, que significa “Dios”, y kentron, que significa “centro”.

En oposición al teocentrismo, surgió la doctrina antropocéntrica, concepto que enfatiza la importancia y el valor del ser humano en el mundo, como un ser dotado de inteligencia y capacidad para cambiar el entorno que le rodea.

Características del teocentrismo

  • La religión ejerció el poder absoluto;
  • Dios era considerado el centro del universo y de todo lo que hay en él;
  • Los pensamientos empíricos y científicos fueron reprimidos y considerados como herejías;
  • Modelo geocéntrico – La Tierra como centro del sistema solar;
  • Propio de las religiones monoteístas – el cristianismo, por ejemplo.

Teocentrismo y Antropocentrismo

Como dije, durante la Edad Media el teocentrismo era la doctrina que dominaba el mundo. La religión y la idea de que Dios era el centro del universo ejerció una gran influencia en la vida de la gente de esa época.

Pero con el surgimiento del humanismo del Renacimiento y otras transformaciones sociales, filosóficas e históricas que Europa presenció a partir del siglo XVI, nació la idea del antropocentrismo (anthropos “humano” y kentron “centro”).

Aprenda más sobre el Humanismo.

Uno de los principales hitos en el desarrollo del antropocentrismo fue el Heliocentrismo de Copérnico, que consideró la teoría de que la Tierra giraba alrededor del Sol, siendo este último el centro del sistema solar.

La teoría de Copérnico (1473 – 1543) era totalmente opuesta al modelo geocéntrico defendido por la Iglesia de la época, que consideraba a la Tierra como el centro del sistema solar.

El heliocentrismo, combinado con la crisis de la Edad Media, de la Iglesia y el comienzo de la gran navegación marítima fue muy importante para cambiar la mentalidad de la población europea. Gradualmente, como consecuencia, la gente comenzó a cuestionarse más sobre cuestiones relacionadas con el ser humano, desarrollando y fortaleciendo los aspectos filosóficos, culturales y artísticos.

Aprenda más sobre el Antropocentrismo.