Significado de la taxonomía

      Comentarios desactivados en Significado de la taxonomía

La taxonomía es el estudio científico encargado de determinar la clasificación sistemática de las diferentes cosas en categorías.

En biología, la taxonomía es la rama encargada de identificar y clasificar todos los animales y plantas que habitan la Tierra, basándose en las diferentes características que comparten.

La idea de estandarizar los seres vivos surgió de la obra del botánico austriaco Carl von Linné (también conocido como Carlos Lineu, en castellano).

Linné fue el inventor de la actual clasificación de los seres vivos en diferentes grupos (conocidos como taxones), según sus similitudes genéticas: Reino, Filo, Clase, Orden, Familia, Género y Especie.

El grado de parentesco entre los seres vivos aumenta de acuerdo con su acercamiento del grupo “Reino” a la “Especie”.

El “padre de la taxonomía moderna”, Carl von Linné (1707 – 1778), definió algunas reglas para la clasificación biológica, por ejemplo, como el uso del latín como lengua oficial para escribir las clasificaciones (porque es una “lengua muerta” que no sufrirá futuras modificaciones).

Además, otra particularidad es la forma en que debe escribirse el nombre de la especie para ser correctamente identificado. El nombre debe estar formado por el Género y la Especie a la que pertenece el ser vivo. Si hay animales de la misma especie, pero con características diferentes, se crean subespecies para ayudar a diferenciarlos.

Ejemplo: Homo sapiens sapiens (humano) y Homo sapiens neanderthalensis (hombre de Neandertal)

Cabe señalar que el Género debe escribirse con la primera letra en mayúsculas y la especie en minúsculas, pero ambos términos deben escribirse en cursiva o subrayados, según la regla.

Una especie está formada por un grupo de individuos con sus características particulares en común y que logran reproducirse entre sí, creando una descendencia fértil.

Aprende más sobre el significado de la especie Homo sapiens.

Actualmente, los seres vivos se subdividen en cinco Reinos que, a partir de entonces, se subdividen en diferentes categorías, según su similitud entre sí.

  • Reino Monera: seres vivos unicelulares y procariotas – bacterias y cianobacterias;
  • Reino Protista: son los protozoos (unicelulares, eucariontes y procariotas) y las algas;
  • Hongos del Reino: son los hongos;
  • Reino Plantae o Metaphyta: son las plantas (eucariontes, pluricelulares, autótrofas y fotosintetizadoras);
  • Reino Animalia o Metazoa: son los animales (eucariontes, multicelulares y heterótrofos).

Advertencia: los virus no entran en esta clasificación porque no se consideran seres vivos, ya que no pueden reproducirse.