Significado del surrealismo

      Comentarios desactivados en Significado del surrealismo

El surrealismo fue un movimiento artístico y literario de origen francés, caracterizado por la expresión espontánea y automática del pensamiento, regido únicamente por los impulsos del subconsciente, despreciando la lógica y renegando de las normas morales y sociales establecidas.

El origen del término “surrealismo” se produjo en 1917, a través de G. Apollinaire, siendo una palabra con el significado de “lo que está por encima del realismo”. Sin embargo, como movimiento artístico y literario, sólo apareció en Francia en los años 20.

El surrealismo pretendía superar los límites de la imaginación creados por el pensamiento burgués y su tradición lógica y por las ideas artísticas vigentes desde el Renacimiento.

El movimiento surrealista evolucionó a pesar de que corría el riesgo de ser exterminado porque surgieron manifestaciones contrarias basadas en el anarquismo. Muchos pensadores del movimiento intercambiaron acusaciones, afirmando que no seguían los propósitos del surrealismo. A pesar de este clima de tensión, el surrealismo prosperó e influyó en el pensamiento humano porque creó una nueva concepción del mundo y del ser humano, pero también un cambio relevante en el proceso artístico.

Algunos estudiosos afirman que el Surrealismo estuvo en proceso de ser concebido hasta 1924, cuando apareció el Manifiesto del Surrealismo de Breton. En sustitución del sistema de valores que pretendían abolir, los dadaístas y los primeros surrealistas recurrieron a teorías psicoanalíticas, de reciente difusión, para formular un nuevo pensamiento poético.

Con el estallido de la Segunda Guerra Mundial, los surrealistas se extendieron y poco después el movimiento se disolvió en Europa, porque había diferencias de opinión entre los miembros y diferentes posiciones políticas.

Echa un vistazo a las principales características del surrealismo.

El surrealismo en la literatura

Los surrealistas defendían un punto de vista particular para interpretar el mundo de la naturaleza y las acciones humanas. Este punto de vista también explicaba la función de la poesía y el arte, de una manera totalmente libre del predominio de la razón.

Las obras literarias Les Chants de Maldoror, del conde De Lautréamont, y el poema Le Bateau Ivre, de Rimbaud, son señaladas por varios especialistas como las principales obras que preceden al surrealismo, porque exploran intencionadamente el sueño y el inconsciente.

Los creadores del surrealismo fueron L. Aragon, Ph. Soupault, P. Éluard, B. Péret y, sobre todo, André Breton, después del fin del grupo dadaísta, que fue dirigido por T. Tzara. Este grupo tenía la misión de abolir las reglas estéticas y éticas tradicionales, porque creían que éstas habían contribuido al inicio de la Primera Guerra Mundial.

El surrealismo en el arte

En el campo del arte, el pintor catalán Salvador Dalí es uno de los nombres más conocidos del surrealismo. En la primera fase del movimiento se siguieron nociones del dadaísmo, como el pre-juicio, que creaba objetos fuera de contexto, o los objetos surrealistas.

Muchos artistas utilizaron los medios técnicos tradicionales de la pintura, y representaron mitos, fábulas y sueños, que seguían las normas surrealistas creadas en 1924 por Bretón. Algunas de estas normas eran la exaltación de los procesos oníricos y la imaginación, así como las demostraciones de pasión erótica y humor corrosivo, que eran manifestaciones opuestas a la cultura burguesa tradicional y a los valores morales definidos en la sociedad.

La Galería Surrealista fue fundada por un grupo en 1926 y a partir de 1930 el surrealismo comenzó a extenderse más allá de Francia. Se organizaron algunas exposiciones importantes en Dinamarca, Checoslovaquia, las Islas Canarias, Londres, Nueva York y también en París (1938), donde se mostraron obras de artistas de 22 países. Durante este período se incorporaron nuevos miembros al movimiento, entre ellos Salvador Dalí y Giacometti.

En 1947 se organizó una gran exposición internacional de surrealismo en París, donde los miembros más importantes se reunieron de nuevo.

El surrealismo en Brasil

En Brasil, las nociones surrealistas comenzaron a surgir entre 1920 y 1930, a través de elementos del Movimiento Modernista de Brasil.

Algunos de los más conocidos artistas surrealistas (o surrealistas) brasileños son: Tarsila Amaral, Maria Martins, Cícero Dias, Ismael Nery, etc.

Ver también:

  • Renacimiento
  • Oneiric
  • Futurismo.
Rate this post