Presión Significado

      Comentarios desactivados en Presión Significado

Presión es una palabra que significa fuerza que se ejerce sobre algo. También puede indicar el acto de comprimir o presionar . También corresponde a una magnitud en el contexto de la Física .

En la Física, la presión es una cantidad que se cuantifica por la relación entre la fuerza (F) y el área (A) de la superficie en cuestión, donde se aplica la fuerza. Es posible determinar la presión a través de algunos instrumentos, entre ellos el manómetro, el barómetro, el piezómetro y el vacuómetro.

Según el Sistema Internacional, la presión se mide en la unidad N/m² (Newton por metro cuadrado), unidad también conocida como pascal. Hay otras unidades como bar, PSI (equivalente a 0,07 bar), mmHg, milibar, atm.

En un sentido figurado, presionar a alguien significa influenciar u obligar a alguien a hacer algo. Por ejemplo: Sólo rompió esa ventana por la presión de sus amigos.

Presión sanguínea

La presión sanguínea es la fuerza que hace la sangre en las paredes de los vasos sanguíneos, gracias a la función del corazón. Alcanza su valor máximo (aproximadamente 120 mmHg) cerca del corazón, y el mínimo en los capilares (aproximadamente 30 mmHg).

Hay algunos factores que pueden condicionar la presión arterial. Entre ellos están la actividad cardíaca, el tono vascular y la consistencia (viscosidad) de la sangre.

Los valores de la presión sanguínea de un adulto sano considerados “normales” son 90-140 mmHg (sistólica) y 60-80 mmHg, dependiendo de la fase del ciclo cardíaco. La presión sanguínea suele bajar durante el sueño, y aumenta durante las situaciones de emociones fuertes.

Cuando la presión sanguínea está por encima de lo que se considera normal, nos encontramos ante un caso de hipertensión . El caso opuesto se conoce como hipotensión .

Presión absoluta

La presión absoluta se mide en relación con el vacío absoluto y consiste en la suma de la presión relativa y la presión atmosférica. Es la presión que se hace en el interior de un manómetro, por el material cuya presión se pretende conocer.

Presión atmosférica

La presión atmosférica es una consecuencia de la gravedad y es la presión que ejerce el aire de la atmósfera en relación con la superficie terrestre, y también puede corresponder a la presión que se ejerce sobre una capa de aire.

Cuanto mayor es la altitud, menor es la presión atmosférica, algo que también ocurre en el caso de la densidad del aire. Cuando una zona tiene una presión atmosférica baja, suelen producirse fenómenos ciclónicos (mal tiempo) y cuando hay una presión alta se producen fenómenos anticiclónicos.

Los vientos se forman gracias a los cambios de presión atmosférica en el aire, que son causados por la rotación de la Tierra, y al calentamiento de la atmósfera, que resulta del cambio constante de la radiación solar.

Los cambios en la presión atmosférica tienen un gran impacto en el cuerpo humano. La reducción progresiva de la presión puede causar aeroembolismo o disbarismo, un trastorno caracterizado por la formación de burbujas de aire en los tejidos.

Presión hidrostática

Se obtiene a través del cociente de la fuerza “normal” (F) que actúa sobre un líquido en el lado de un objeto y que es independiente de su orientación. Puede variar dependiendo de la profundidad del objeto considerado.