Orden de restricción…

      Comentarios desactivados en Orden de restricción…

El mandamiento judicial sirve para exigir la regulación de un derecho ya garantizado cuando la falta de una norma reguladora hace imposible el ejercicio de ese derecho.

Puede ser utilizada por cualquier persona que posea un derecho que necesite una norma reglamentaria para poder acceder a él.

El mandamiento judicial forma parte de la lista de garantías constitucionales (o recursos constitucionales), es decir, se determinó en la Constitución Federal como garantía jurídica.

¿Para qué es la orden judicial?

El mandamiento judicial sirve para solicitar la regulación de un derecho que se ve afectado negativamente por la falta de regulación, que puede ser total o parcial.

La ausencia es total cuando no se ha publicado ninguna norma que regule la ley. Es parcial cuando la norma ya existe, pero no es suficiente para garantizar el ejercicio del derecho.

La orden judicial puede utilizarse en algunas situaciones descritas en la ley. La acción puede ser usada para tratar:

  • derechos de ciudadanía;
  • derechos de nacionalidad;
  • cuestiones de soberanía.

La ley del mandamiento judicial (ley 13.300/2016) explica su función y aplicación:

Artículo 2 Se dictará un mandamiento judicial cuando la ausencia total o parcial de una norma reglamentaria haga impracticable el ejercicio de los derechos y libertades constitucionales y de las prerrogativas inherentes a la nacionalidad, la soberanía y la ciudadanía.

¿Por qué es necesario pedir la regulación de un derecho que ya existe?

En algunos casos, la Constitución prevé derechos que se determinan de manera genérica, es decir, de manera más amplia: se establece el derecho, pero no se deciden los detalles de su aplicación. Para que un ciudadano pueda disfrutar del derecho, estas reglas deben existir.

Por ejemplo: un cierto derecho está previsto en la Constitución, pero faltan detalles sobre su funcionamiento y la forma de acceder a él (hay una laguna en la ley).

Para resolver esto, se debe publicar una norma reglamentaria que establezca detalles tales como: los requisitos necesarios, el tiempo permitido para solicitar el derecho, cómo hacer la solicitud, entre otros.

¿Cómo funciona la orden judicial?

Esta acción, a diferencia de la mayoría de los casos, debe ser presentada ante el Tribunal Supremo Federal (STF) y debe ser contra el organismo responsable de la publicación del reglamento.

¿Quiénes son los legitimados para un requerimiento judicial?

Puede ser parte de la acción de amparo:

  • Autor (puede entablar la acción): personas físicas o jurídicas propietarias del derecho.
  • Acusados: los organismos que deben publicar la norma reglamentaria.

Requisitos de la orden judicial

Para poder juzgar la acción, es necesario observar si estos requisitos están presentes:

  • el objeto de la acción debe ser un derecho ya garantizado por la Constitución;
  • no se ha publicado ninguna norma reglamentaria sobre ese derecho.

¿Qué puede suceder al final del proceso?

Si la acción se juzga positivamente, el juez fijará un plazo para que el organismo responsable tome las medidas necesarias para crear y publicar la norma que rige la ley.

Si no se cumple con la determinación, el juez determinará los actos que garanticen el derecho del demandante, incluso sin la publicación de la norma.

Orden judicial individual y colectiva

Una orden judicial puede juzgarse de dos maneras: individual y colectiva.

La orden judicial individual puede ser utilizada por la persona que se sienta agraviada por la falta de reglamentación de la ley. La persona que no pueda ejercer un derecho porque no existe una ley que lo regule puede interponer la acción.

A tal fin, es importante que el derecho protegido figure en la Ley de mandamientos judiciales y que ya haya sido determinado en la Constitución Federal o en otra legislación.

La orden colectiva puede proponerse en algunas situaciones en las que existe un vínculo con la protección del derecho de un grupo. En esta situación, puede ser propuesto por:

  • Defensoría Pública: en situaciones en las que el derecho protegido se refiere a los ciudadanos atendidos por la Oficina o para la protección de los derechos humanos;
  • Servicio de la Fiscalía: cuando los derechos están relacionados con la protección de los intereses sociales, la democracia o el orden jurídico;
  • Sindicatos: cuando el derecho se relaciona con personas sindicadas pertenecientes a una categoría;
  • Partidos Políticos: para la protección de los derechos de los miembros del partido político que juzgue la orden.

También conoce la orden de seguridad.

Rate this post