Significado de la modernidad

      Comentarios desactivados en Significado de la modernidad

El Modernismo o Movimiento Moderno fue un movimiento artístico y cultural que surgió a principios del siglo XX, y su objetivo era romper con el “tradicionalismo” de la época, experimentando con nuevas técnicas y creaciones artísticas.

El modernismo se caracterizó por transformaciones vertiginosas y caóticas, además de lo efímero y la sensación de fragmentación de la realidad. Los artistas modernistas sintieron la necesidad de cambiar el entorno en el que vivían, experimentando nuevos conceptos.

Se creía que las formas “tradicionales” de las artes plásticas, el diseño, la literatura, la música y el cine estaban totalmente desfasadas. Se iba a “crear” una nueva cultura, con el objetivo de transformar las características culturales y sociales establecidas, sustituyéndolas por nuevas formas y visiones.

Los artistas modernos, a partir de estas nuevas formas artísticas que se establecieron, desarrollaron sus técnicas de creación y reproducción, dando lugar subjetivamente a una nueva forma de pensar el sistema actual. La forma de pensar y el posicionamiento del artista ante los procesos de la modernidad (cambio, efímero y fragmentación), fueron de extrema importancia para la formación de una estética modernista.

Características del modernismo

  • Liberación estética
  • Romper con el tradicionalismo
  • Libertad para la experimentación
  • Libertad formal (versos libres, abandono de formas fijas, sin puntuación, etc.)
  • Lenguaje con humor
  • Valorar la vida cotidiana

Modernismo en Brasil

En Brasil el Modernismo fue un movimiento de gran importancia, ya que los artistas brasileños anhelaban una liberación estética, es decir, dejar de “chupar” las vanguardias que surgían en Europa y crear un modelo de arte nuevo e independiente.

El punto de partida del Modernismo en Brasil se considera la Semana del Arte Moderno, que tuvo lugar entre el 11 y el 18 de febrero de 1922, en São Paulo.

Conocida también como la “Semana del 22”, el evento fue formado por un grupo de intelectuales que buscaban una ruptura con lo “viejo”, trayendo influencias de las vanguardias europeas para crear un nuevo modelo.

Entre los principales artistas que representan y participan en la Semana del Arte Moderno se encuentran: Graça Aranha, Mário de Andrade, Oswald de Andrade, Menotti Del Pichia, Anita Malfatti, Heitor Villa-Lobos, Tácito de Almeira, Di Cavalcanti, entre otros.

El modernismo en Brasil está marcado por tres momentos principales.

Primera fase del Modernismo

También conocida como la “Fase Heroica”, comenzó con la Semana de Arte Moderno en 1922, y se registró como un momento de renovación estética.

Los artistas se inspiraron en las vanguardias que surgieron en Europa. Esta fase también se dio a conocer por la formación de importantes grupos modernistas, como el Movimiento Antropófago (1928-1929) y el Manifiesto Regionalista (1926).

Entre los artistas que se destacan en esta etapa se encuentran: Oswald de Andrade (1890-1954), Mário de Andrade (1893-1945) y Alcântara Machado (1901-1935).

La primera fase del Modernismo duró ocho años, entre 1922 y 1930.

Segunda fase del Modernismo

La “Fase de Consolidación”, como también se llama a la segunda fase de la Modernidad brasileña, tiene como característica la explotación por temas nacionalistas y regionalistas. Las obras artísticas del movimiento moderno experimentan una maduración

Carlos Drummond de Andrade (1902-1987), Raquel de Queiroz (1902-2003), Jorge Amado (1912-2001), Cecícila Meireles (1901-1964), Vinícius de Moraes (1913-1980) y Érico Veríssimo (1905-1975) son algunos de los más destacados de esta fase.

La segunda fase del Modernismo duró 15 años, de 1930 a 1945.

Tercera fase de la modernidad

Esta fase es la causa de muchos conflictos entre los estudiosos. Algunos la defienden como una fase “posmodernista”, considerando su final en el decenio de 1960, pero hay otras teorías que dicen que su final fue en el decenio de 1980, y hay quienes consideran que la tercera fase del modernismo sigue presente hoy en día.

La principal característica de este período es el predominio y la diversidad de la prosa (íntima, regionalista, urbana, etc.). Otro punto destacado fue la formación del grupo “Generación del 45”, que trató de producir una poesía más neutra, con tonos serios, llamándose “Neoparnasiana” (vanguardia clásica que fue rechazada por los modernistas).

En esta etapa, se destacan: Clarice Linspector (1920-1977), Ariano Suassuna (1927-2014) y Guimarães Rosa (1908-1967).

Ver también los significados de la Vanguardia y la Ilustración.