Definición de Ionizante

Qué es Ionizar

Ionizar es un adjetivo derivado de ion, un átomo que tiene este nombre debido a su capacidad de movimiento. Ion, originalmente, es una palabra griega que tiene el significado de “el que va”.

¿Qué es la ionización?

En Física , ionizante indica la capacidad de ionizar , es decir, un átomo se carga eléctricamente, ganando o perdiendo electrones, convirtiéndose en iones.

La ionización es un fenómeno natural que consiste en la acción de cualquier otro elemento ionizante que perturba la carga eléctrica de un átomo.

La energía ionizante es aquella que tiene la capacidad de alterar la materia modificando sus células. Así, por ejemplo, cuando un átomo pierde electrones, se carga positivamente, convirtiéndose en catión, y la situación inversa ocurre cuando pierde electrones, se carga negativamente y se convierte en anión.

La energía ionizante, con su capacidad de modificar la materia, cuando se produce en una fuerte carga sobre los átomos de los seres vivos, provoca alteraciones moleculares en sus células, que pueden comprometer su existencia.

La energía ionizante puede ser aplicada como radiación, siendo utilizada para investigación, diagnóstico y tratamiento en medicina, manteniendo siempre su uso dentro de estrictas regulaciones. El uso de la radiación de energía ionizante se realiza en pequeñas dosis, buscando nuevas formas de diagnosticar y tratar diversas enfermedades.

Una de las aplicaciones más conocidas de la energía ionizante son los rayos X, utilizados en prácticamente todas las lesiones físicas que afectan a los órganos internos y la estructura ósea.

Como radiación ionizante también podemos mencionar la tomografía computarizada y el uso de radionúclidos, generando imágenes para el diagnóstico en medicina nuclear.

El uso de radiación ionizante en los tratamientos se realiza con radioterapia para combatir el cáncer, utilizando un emisor de rayos gamma.

Las medidas de seguridad en el uso de las radiaciones ionizantes son lo más severas posible, evitando la contaminación por radionucleidos para los operadores de los equipos. Aún así, en algunos hospitales se ha encontrado contaminación de ambientes cercanos a los lugares de aplicación de la radiación, lo que demuestra que el tratamiento debe ser muy cuidadoso.

Radiaciones ionizantes y no ionizantes

Existe una diferencia entre la radiación ionizante y la no ionizante, no sólo por su naturaleza, sino también por la cantidad de energía liberada. En el caso de la radiación ionizante, es lo suficientemente fuerte como para causar ionización en otros átomos, mientras que esto no ocurre en el uso de la radiación no ionizante.

La medicina comenzó a hacer uso de la radiación ionizante a finales del siglo XIX para el tratamiento de algunas enfermedades y aún hoy en día el método se utiliza en radioterapia, principalmente para el tratamiento de tumores cancerosos.

La exposición a la radiación ionizante es extremadamente controlada, ya que en exceso puede causar efectos graves en los seres humanos, matando células o causando la aparición de tumores cancerosos. Dependiendo del nivel de exposición, una persona sometida a radiación ionizante puede presentar varios síntomas, como anemia, vómitos y, en casos extremos, incluso la muerte.

Las radiaciones no ionizantes, en cambio, son más débiles y están presentes en todo momento de nuestra vida, a través de radiaciones de microondas, radiaciones de teléfonos celulares, rayos infrarrojos y otros.

El significado de Ionización está en la categoría Significados.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.