Significado del Bonsái

      Comentarios desactivados en Significado del Bonsái

El bonsái es un árbol en miniatura, que crece en una maceta o en pequeños contenedores. Es una expresión artística de la naturaleza, cuyo grado de belleza depende del cuidado que le dé su cultivador.

Bonsái es una palabra japonesa que en portugués significa “plantar en una bandeja”. Son árboles maduros, miniaturizados por la continua poda de ramas y raíces y amarres de alambre.

Un bonsái atraviesa tres etapas de evolución: cambia de formación, bonsái en formación (aún no ha alcanzado la forma deseada) y finalmente el bonsái formado. En algunos casos, una muda puede convertirse en un bonsái en sólo dos o tres años, aunque son bonsáis en formación. El logro de un bonsái de tamaño pequeño o mediano suele oscilar entre tres y doce años.

Los bonsáis pueden cultivarse en varios tamaños, llegando hasta 1,20 m, y aún así ser considerados bonsáis. Varias especies se utilizan internacionalmente para los bonsáis, entre ellas, la mora, las azaleas, las camelias, el ficus, el higo, el jazmín, el melocotón, el pino, etc. Algunas especies se cultivan sólo en Brasil, entre ellas, el araçá, el ipê-amarelo, la jabuticaba, el mango, etc.

Historia del bonsái

El bonsái tuvo su origen en China, se cree que antes del siglo VIII, cuando el interés de los chinos por las piedras decorativas y por mantener los árboles en macetas ya era grande.

Durante este período en Japón, hubo una gran influencia de la cultura china, con una fuerte expansión del budismo. Fue en esta época que el gusto por los árboles en miniatura comenzó a extenderse en ese país.

A partir del siglo XIII, con la difusión de la religión Zen, el gusto por los árboles en miniaturas empaquetadas se extendió aún más. A finales del siglo XVI comenzó la práctica de trabajar en la forma de los árboles. Fue en el siglo XVIII cuando el bonsái adquirió sus características actuales.