7 Características del socialismo

      Comentarios desactivados en 7 Características del socialismo

El socialismo es un sistema político y económico que tiene como base principal la igualdad. El objetivo del sistema es la transformación de la sociedad a través de la distribución de los ingresos y la propiedad para reducir la desigualdad social.

Las principales características del socialismo son:

1. intervención del estado

El Estado interviene de manera permanente y eficiente en el desempeño de las actividades económicas y sociales y controla los precios y los salarios de los trabajadores.

La intervención del Estado es importante para garantizar la igualdad de oportunidades y medios de producción para todos los ciudadanos.

2. Distribución equilibrada de los ingresos

La distribución de los ingresos significa que todo lo que produce la sociedad debe ser distribuido equitativamente entre todas las personas. El beneficio de la producción es controlado por el Estado y dividido entre los trabajadores.

El objetivo principal de la distribución de ingresos controlada por el Estado es eliminar las desigualdades que existen debido a la gran diferencia de poder económico entre las clases sociales.

3. Socialización de los medios de producción

Toda la estructura productiva de la tierra, las empresas y las máquinas es propiedad colectiva, de cooperativas o empresas públicas. Esta estructura está gestionada por el Estado, así como todo el proceso de producción de bienes y servicios.

Toda la riqueza y los valores que resultan de la producción socializada deben dividirse equitativamente entre los ciudadanos o invertirse en beneficio de la sociedad. Así, en el socialismo no hay propiedad privada.

4. No hay sistema de clases

Como consecuencia de que los medios de producción pertenecen a todos, en el socialismo sólo debe existir la clase social de los proletarios (trabajadores).

No hay ricos ni pobres, no hay empleadores ni empleados y los recursos de la economía pertenecen a todos. No hay clases sociales con intereses opuestos o que representen una desigualdad social.

5. Economía planificada

Significa que la economía y la producción del país están controladas por el Estado para que funcionen de la manera más equitativa posible. El Estado es responsable de controlar todas las áreas de la economía, como lo que se produce, los precios y las ventas.

También es responsabilidad del Estado controlar el valor y el pago de los salarios. La economía planificada también se denomina nacionalización de la economía.

6. Oposición al capitalismo

Desde su surgimiento en la Revolución Industrial el ideal socialista nació como una reacción a las desigualdades sociales generadas por el capitalismo.

Hay muchas diferencias entre los dos sistemas. En el socialismo hay una intervención estatal en la economía, la producción y los salarios. En el capitalismo hay poca intervención y los precios y los salarios son definidos por el movimiento económico del mercado.

Otra diferencia se refiere a las clases sociales. El socialismo busca una sociedad sin división de clases; ya en el capitalismo hay diferentes clases sociales que demuestran la existencia de desigualdades sociales.

Ver más sobre el significado de Capitalismo y Socialismo.

7. Subordinación del interés individual al interés general

Es parte del funcionamiento del ideal socialista que el interés colectivo o social es más importante que los deseos individuales.

Esto significa que los intereses de cada individuo deben estar en segundo lugar de los intereses comunes a todos.

Aprende más sobre el Socialismo Científico, el Socialismo Utópico y el Comunismo y el Socialismo.